Guarderías cerradas por el Corona: Trabajo y niños en casa. ¿Puede ser motivo de crisis de pareja?

El Corona ha cambiado muchas cosas. Gran parte de lo que antes se daba por sentado debe ahora reconstruirse con esfuerzo. Sin duda, la vuelta a la normalidad todavía no es previsible. Además de las graves consecuencias económicas, se observa otro efecto de la pandemia: Numerosas parejas se encuentran actualmente en crisis de pareja. A continuación, examinaremos con más detalle las consecuencias psicológicas que cabe esperar a largo plazo y qué medidas puedes tomar.

¿Por qué se incrementa el nivel de conflicto al educar en casa?

En muchas familias, la vida cotidiana es todo menos normal en estos momentos. Se suspende la asistencia regular a muchas escuelas, los niños se educan en casa o alternan las clases. Es posible que tú mismo estés trabajando desde casa o haciendo jornada reducida. Esto supone muchos retos para la pareja. Abordemos primero el aspecto de la suspensión escolar. Cuanto más jóvenes son tus hijos, más responsabilidad recae ahora sobre tus hombros. Al fin y al cabo, hay que asegurarse de que realmente se produce el aprendizaje en casa. Los niños no siempre son comprensivos al respecto. Esto puede dar lugar a agotadoras discusiones. Es comprensible que al final del día te sientas irritado/a. El riesgo de que se produzca un ataque verbal involuntario hacia tu pareja aumenta significativamente. Sin embargo, es posible que tu pareja no sepa que has tenido un duro día trabajando y actuando a la vez de profesor con tu hijo. Así que él o ella paga injustamente con tu frustración y se siente atacado.

¿Cómo se puede gestionar con armonía el tiempo sin escuela?

Como ocurre a menudo, la solución es la comunicación. Como pareja, deberíais poneros de acuerdo sobre cómo organizar el tiempo de cuidado extra de vuestro hijo. Ambos debéis ser conscientes de lo que vuestro hijo necesita aprender. Quitaos presión el uno al otro. Lo más importante es que haya un acuerdo entre vosotros. Si uno de los padres es más indulgente que el otro en el tema de la educación en casa, es inevitable que surjan conflictos. Tanto entre vosotros como pareja como entre vosotros y vuestro hijo. Aunque ambos debéis participar en la educación en casa siempre que sea posible, la división puede y debe ajustarse a las circunstancias. ¿Tienes una jornada reducida y tu pareja tiene que ir a la oficina? Entonces es obvio que te haces cargo de una mayor parte del tiempo. ¿Trabajáis los dos desde casa? Entonces es buena opción la elaboración de un calendario. Asegúrate de que ambos podéis trabajar sin ser molestados. Cuando tú trabajas, tu pareja se ocupa de los niños, y viceversa. Lo principal es que os coordinéis y habléis entre vosotros. La principal causa de los conflictos son los malentendidos, que surgen por la falta de comunicación.

Cómo el cambio en la situación laboral provoca crisis de pareja

Incluso las parejas que no tienen hijos discuten más a menudo desde que el Corona domina nuestras vidas cotidianas. No pocas veces, la irritación se basa en los temores (existenciales) de una o ambas partes. En la actualidad, muchas personas están preocupadas por su empleo. Estas preocupaciones pueden suponer una enorme tensión en una relación de pareja. Cuando alguien está angustiado, suele parecer ausente y desatento. Si tu pareja no es consciente de tus preocupaciones, podría entender erróneamente tu cambio de comportamiento. Por el contrario, si notas cambios en tu pareja, debes buscar el diálogo. Tal vez no tenga nada que ver contigo. No excluyas a tu pareja de tus temores y preocupaciones. Es ciertamente bienintencionado no querer cargar a la otra persona con ellos. Sin embargo, como pareja, debéis ofreceros mutuamente apoyo y confianza, especialmente en un momento tan incierto. Si actualmente disponéis de menos ingresos conjuntos, habrá que hacer arreglos. Determinad juntos cómo vais a asignar vuestro presupuesto. Es posible que puedas encontrar opciones para ahorrar y aliviar un poco la situación financiera.

¿Trabajar desde casa hace que las parejas se cansen el uno del otro?

Además de las preocupaciones existenciales, hay otro factor estresante en el periodo Corona: la falta de distancia física. Antes de la pandemia, puede que ambos trabajaseis a tiempo completo, pasando gran parte del día en la oficina y disfrutando de la compañía del otro después de las horas de trabajo. Ahora que estáis juntos las veinticuatro horas del día, el potencial de conflicto aumenta. Falta distancia para entrar en razón después de disputas menores o mayores. Además, muchas parejas descubren ahora hábitos molestos del otro que antes no habían notado. A la larga, incluso pequeñas cosas como un tubo de pasta de dientes apretado o ruidos al comer pueden desencadenar una discusión.

Mantén la distancia con pequeños trucos

Hay algo de verdad en el viejo dicho de que un poco de distancia mantiene viva una relación. De esto se puede concluir que en tiempos de pandemia debéis asegurar una pequeña distancia entre vosotros. Sin duda, no es fácil cuando vives en un piso pequeño, pero se puede hacer. Durante el tiempo que estéis trabajando desde casa, mantened la separación física como si estuvierais en vuestro lugar de trabajo habitual. Si no es posible, por ejemplo, porque sólo disponéis de una habitación adecuada para trabajar, no lo utilicéis conjuntamente. Acordar los horarios de quién y cuándo va a utilizar esa habitación. Realizar recados como la compra semanal de forma individual, turnándoos semanalmente. Organizad momentos de tiempo de calidad en pareja. Por ejemplo, después de una jornada de trabajo en casa (por separado), ¿qué tal si cocinamos juntos y luego vemos una buena película? O mejor aún, un paseo juntos. De este modo, compartiréis hermosos momentos juntos, lejos de la rutina diaria.

Defiéndete de las consecuencias psicológicas de la crisis mediante la terapia de pareja online

¿Te encuentras en una crisis de pareja que no puedes superar sin ayuda externa? En ese caso, la terapia de pareja es una buena opción. Un psicólogo especializado en terapia de pareja puede mostraros diferentes formas de desarrollar la comprensión mutua y, en última instancia, de volver a encontrar la conexión con el otro. Especialmente en una situación de crisis, un mediador neutral puede aliviar significativamente la situación. Sin embargo, en tiempos de pandemia, la terapia de pareja en presencia es difícil. Una buena alternativa es la terapia online de pareja de mentavio. Tienes la posibilidad de ponerte en contacto con un psicólogo cualificado, independientemente de tu ubicación. Recibirás asesoramiento a través de videoconferencia, teléfono, chat o incluso correo electrónico.