El Home Office puede causar depresión: ¿cómo adaptarse al nuevo mundo laboral?

La práctica del Home Office ha recibido un gran protagonismo y ha sido una de las consecuencias de la pandemia. A estas alturas, está claro que ésta forma de trabajo seguirá desempeñando un gran papel en el futuro. Sin embargo, a no todo el mundo le gusta esta nueva forma de trabajar y la depresión es casi inevitablemente una consecuencia de esta tendencia. Para muchas personas, trabajar desde tiene muchos aspectos positivos. Pero hay además otras muchas personas para las que no ir a la oficina y tener que quedarse en casa, implica soledad. Nos gustaría, por lo tanto, examinar de cerca cómo se puede contrarrestar este desagradable estado y prevenir eficazmente la depresión.


Reconocer los riesgos

La gente se siente cómoda en su casa. En realidad, siempre es así y debe mantenerse. Pero si sólo estás en casa, puedes sentir rápidamente cierto aburrimiento. Puede sonar extraño, pero ir a la oficina todos los días proporciona un poco de variedad. La gente necesita esta variedad porque es la única forma de mantener sus capacidades cognitivas. Otro riesgo es la falta de contacto social. Los medios sociales, así como las conferencias de Zoom y las llamadas telefónicas, tienen dificultades para sustituir el contacto cara a cara. Una mezcla de aburrimiento y abstinencia social, que surge inevitablemente, es el mayor riesgo de estados depresivos. La propia pereza hace que este sentimiento se intensifique y domine en la vida cotidiana. Aquí es necesario intervenir a tiempo, reflexionar sobre el propio comportamiento y contrarrestar los sentimientos negativos. Una terapia online puede ser una buena decisión y un apoyo.


Prevenir y actuar a tiempo

Probablemente, lo mejor que se puede hacer es controlar efectivamente esa mala conducta. El Corona se acabará en algún momento, así que ¿qué podría ser más natural que cuidar más a tus amigos? Unirse a algún club o grupo de ocio también es una buena solución. Es importante permanecer junto a la gente y mantener estos contactos. Un club deportivo también es una buena decisión por otras razones. El deporte y el ejercicio no sólo favorecen la salud física, sino también la mental. El ejercicio regular es muy bueno, no tiene por qué ser un deporte extremo. Debe ser divertido, ofrecer variedad y, en el mejor de los casos, que sea un deporte de equipo. Otros de los factores que influyen son, por ejemplo, mantener el hogar limpio y ordenado. De este modo, podrá evitar eficazmente la depresión y seguir teniendo éxito practicando el trabajar desde casa.


¿Quieres prevenir o buscas apoyo?

Una fase depresiva puede afectar a cualquiera. Muchas personas se retraen y les da vergüenza hablar de ello. La terapia online puede ser una solución útil en este caso y ofrece un mayor grado de anonimato y disponibilidad. Obtener ayuda rápidamente es importante y ofrece la posibilidad de mejorar la situación. Puedes hablar con expertos en mentavio, chatear o intercambiar ideas por correo y teléfono.


Fuentes consultadas:

https://elempresario.mx/management-mrkt/estres-depresion-otra-cara-home-office

https://iteso.mx/web/general/detalle?group_id=20850121

https://okdiario.com/salud/consecuencias-psicologicas-trabajar-casa-4591134